Acerca de la Defensoría del Pueblo.

Art. 280 constitucional, encabezamiento: “La Defensoría del Pueblo tiene a su cargo la promoción, defensa y vigilancia de los derechos y garantías establecidos en esta Constitución y los tratados internacionales sobre derechos humanos, además de los intereses legítimos, colectivos y difusos, de los ciudadanos y ciudadanas”.

Ley Orgánica de la Defensoría del Pueblo. Art. 2. “Misión. La Defensoría del Pueblo como integrante del Poder Ciudadano que forma parte del Poder Público Nacional, tiene a su cargo la promoción, defensa y vigilancia de los derechos y garantías establecidas en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y en los instrumentos internacionales sobre derechos humanos, además de los intereses legítimos, colectivos o difusos de los ciudadanos dentro del territorio; y de estos cuando estén sujetos a la jurisdicción de la República en el exterior”.

Sobre las atribuciones del indicado Organismo, la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, en sentencia del 15 de julio de 2003, exp. No. 02-1430, con ponencia del Magistrado Antonio J. García García, indicó:

“… La labor del Defensor del Pueblo es la tutela de los derechos humanos y la vigilancia de la actividad administrativa, siendo sus instrumentos para obtener la indicada tutela la recomendación o sugerencia, aunque en la Constitución de 1999 ha dejado de ser una institución de simple persuasión para, en supuestos muy específicos, permitírsele actuar de forma activa, pero ello no implica que posea fuerza coercitiva para el cumplimiento de sus recomendaciones.

De manera que, el Defensor del Pueblo tiene bajo su cargo, esencialmente, la defensa de los derechos humanos, la promoción y difusión de tales derechos, la supervisión de los deberes de la Administración pública, controlando la legalidad de la actividad administrativa, pero sin que le sea dado anular actos administrativos, pudiéndose  señalar entonces dos rasgos fundamentales de las labores del Defensor del Pueblo:

1) que la tutela que ejerce de los derechos constitucionales la ejerce principalmente frente a la administración y,

2) que la vía para esa tutela es tanto la jurisdiccional como la administrativa.

La labor de defensa constituye lo que en los ordenamientos jurídicos europeos y latinoamericanos se ha considerado como labores típicas del Defensor del Pueblo, y son las que se caracterizan por realizarse a través de la sugerencia y persuasión. Las mismas tienen por objeto, tal como lo dispone el encabezamiento del artículo 280 constitucional, la promoción de:

1) derechos constitucionales;

2) derechos contenidos en tratados internacionales sobre derechos humanos;

3) intereses legítimos;

4) derechos colectivos y,

5) intereses difusos.

En otras palabras, el Defensor del Pueblo se encuentra impedido para promover, defender o vigilar los derechos, garantías e intereses constitucionales, cuestionados por actos no violatorios de los  derechos humano; o sólo si la violación de esos derechos, garantías e intereses previstos en la Constitución acarrea la infracción de derechos humanos, es cuando debe actuar el Defensor del Pueblo.

Por tanto, indistintamente que  el derecho a elegir sea o no un derecho político humano -art. 63 constitucional. “El sufragio es un derecho…-“,  la Defensoría del Pueblo está en la obligación de:

(i) promocionarlo o sea, favorecer su realización y desarrollo;

(ii) defenderlo, es decir, protegerlo, no permitiendo que sea desconocido o  vulnerado y

(iii) vigilarlo, o sea, obsérvalo atentamente y estar pendiente del mismo para que se respete y se aplique.

Sin duda alguna, conforme a la Constitución de la República, compete a la Defesaría del Pueblo defender el derecho constitucional al sufragio, por lo que, estar ausente o de lado en todo aquello que se cumpla para su ejercicio y, más, si está en riesgo de ser perturbado o impedido, conlleva necesariamente a la violación, por la Defensoría del Pueblo, de su obligación de defender los derechos y garantías constitucionales, establecida en el artículo 280 constitucional.

 

Otros Artículos